Calogero Vizzini

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Calogero Vizzini

Mensaje  Admin el Dom 20 Jun 2010, 6:39 pm

Quisiera decir antes de continuar una cosa, cuando hablamos de Calogero Vizzini estamos hablando de un Padrino con mayúscula, quizás el mejor representante del romanticismo de la película El Padrino, eso no es óbice para que sigamos hablando de una persona que era un delincuente, pero se trata de otro tipo de delincuencia representada por lo que yo me empeño en llamar padrinos de la vieja mafia: utilizaban las conexiones para progresar y cometer sus actividades, empleando la lupara y el cuchillo como último recurso.

Dicho esto el ascenso de Don Caló no es muy distinto del de otros mafiosos de la época, y los documentos que poseemos son escasos. Nace el 24 de julio de 1877 en Villalba, un pueblo del centro de Sicilia. Probablemente comenzaría con una relación de amistad con los delincuentes de la zona y una relación de protección-complicidad con los terratenientes. Se convertiría en un picciotto que proporcionaba tapaderas a los bandidos y a la vez protector de los propietarios.

Así fue adquiriendo poder y prestigio, convirtiéndose en asesor en un lugar donde la mayor virtud residía en mantener tradiciones que eran claramente hostiles al Estado.

Se hizo amigo de la aristocracia de la época, como por ejemplo el marqués Filippo De Cordova y Giuseppe Rizzo. Gracias a los pizzos pagados por marqueses y barones, estos conservaban la vida y la hacienda.

Se convirtió en dueño de las Cajas Rurales que concedían préstamos a los campesinos, que precisamente acudían a dichas Cajas para pagar el pizzo.

Aun así, Don Caló tenía buena fama entre las personas de la provincia de Caltanisetta, decían de él que era un hombre justo, mediador en los conflictos, que protegía al pueblo de la acción de bandidos, que siempre se podía acudir a él para pedirle un préstamo y que te lo concedía a un interés justo, podríamos decir que se convirtió en un jefe de Estado dentro del propio Estado.

Don Caló Vizzini en la cima.
La diferencia de Don Caló con otros mafiosos de la época residía quizás en su visión de futuro, no se limitó a acumular riqueza, realizó inversiones en la industria para lavar su dinero, comprando minas de azufre. Durante la Primera Guerra Mundial su negoció consistió en suministrar mulas y caballos al ejército. Animales que robaba y en ocasiones al propio ejército, al que se las volvía a revender gracias al soborno a los militares.

Compró un latifundio de más de 500 hectáreas a un precio irrisorio en una subasta pública en la que no tuvo rival. Una vez adquirida la parceló y la revendió por diez veces más reservándose la explotación del subsuelo.

Don Caló con el paso del tiempo se llegó a convertir en uno de los puntos de referencia del bloque agrario e industrial.

Relaciones políticas, Don Caló patriota americano y su final.
Durante la época del fascismo en Italia supo mantenerse al margen y no fue acosado duramente por la represión del prefecto Cesare Mori encargado de acabar en Sicilia con la mafia.

Durante la Segunda Guerra Mundial colaboró en el desembarco de los aliados, prestando ayuda a la OSS (futura CIA). Todo esto gracias a las peticiones de Lucky Luciano. Incluso se dice que Luciano llegó a Villalba en un tanque con una bandera que traía bordada un L y que a su encuentro salió Don Caló.

EE.UU lo nombró “coronel honorario” del ejército americano, incluso lo nombraron alcalde de la localidad de Villalba, cargo que delegó a los cinco meses en su sobrino.

Pero sus relaciones con los americanos no terminaron ahí. Tuvo negocios con Lucky Luciano y con Vito Genovese exportando heroína hacia EE.UU en caramelos y en latas de conserva.

En cuanto a la política siempre supo mantenerse del lado de los que le aseguraban poder. Fue defensor del Partido Separatista que pretendía que Sicilia se convirtiera en un Estado más de los EE.UU. Posteriormente supo ponerse del lado de la Democracia Cristiana cuando vio que era el partido del futuro en Italia. Mantuvo relaciones con importantes políticos como Bernardo Mattarella y Finochiaro Aprile.

En una ocasión permitió al líder comunista Girolamo Li Causi pronunciar un discurso en “su” Villalba a condición de que no nombrara asuntos locales. Li Causi desobedeció esta parte del acuerdo y Don Caló se enfrentó a él verbalmente en la plaza del pueblo. A continuación comenzaron a llover balas sobre el líder comunista, hiriendo a trece personas más. Don Caló fue procesado y condenado pero se le conmutó la pena.

En definitiva, estamos hablando de un personaje que mantuvo el control sobre la isla de Sicilia durante 50 años, siendo un hombre con una mentalidad de futuro anclada en el pasado.

A su multitudinario funeral, el 10 de julio de 1954, acuden obispos, políticos, magistrados, policías, funcionarios y mucha gente que consideró a Don Caló su padrino.

avatar
Admin
Admin
Admin

Mensajes : 83
Fecha de inscripción : 20/05/2010
Edad : 28
Localización : df

http://mafia.foro-gratuito.com

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.